Páginas literarias

Poema de Elba Beatriz Gallenti.

<b>Noviembre 2000</b>
Noviembre 2000


Páginas literarias

Haciendo tiempo

Elba Beatriz Gallenti

Lunes mediodía de mesas vacías y sillas dormidas sobre la vereda.

La plaza palpita, un banco me espera.

Lunes mediodía resuenan los pasos ajenos

pesa mi rutina.

Traque - traque - traque-, charol y sombrero.

Plaf - plaf - plaf -, para todo terreno.

Un lamento de celta filtrado en el aire

invade mi oído de duendes pastores.

Pas - pas - pas -, se arrastra sin pena.

Cluk - cluk - cluk -, tacón de madera.

Se obstina el plañido de gaita y violines.

De gaita y violines la brisa inundada

ondula mi pelo, se mecen las sombras.

Recorra su encaje la tipa invasora.

Despiertan sus ramas acunando brotes.

Shh - shh - shh -, de traje y con lentes.

Clak pas - clak pas -, porrafolio displicente.

Son dos menos cuarto y el celta renueva

su etéreo gemido. Con giros y soplos

y vueltas de tonos le nacen del fondo

cascabeles nuevos.

Se alegran las notas que suben y bajan que bajan

que bajan y rién.

Cluch plaf - cluch plaf -, cara de aburrida.

Clam - clam - clam -, pasa y no me mira.

Y los cascabeles desarman los giros.

Una pausa contiene el respiro de la melodía.

Se asoma otro leve bramido de cuerno, campanillas corras salpican mi oído.

De golpe otro canto quiebra la armonía:

Pii, pirripf, pirripf. ¡Ese es de verdad! ¿Dónde esta?

Chuuuchi pii prirripi, chuuuchi pif. ¿Dónde está?

¿Dónde ... ? ¿Don ... ? Son las dos en punto.

Ondula extenuado el suspiro de gaita y violines.

Tarín tarín lará, lairará. ¡Lai - rá - rá!.

Se queda sin duefio el banco vado.

Clap - clap - clap - clap. Los oigo, los siento.

Ahora son los míos los pasos que cruzan

el cemento frío.

Búsqueda personalizada
INICIO